Reset Password

Mahón

Mahón

Mahón es la capital de Menorca y cuenta con unos 28.000 habitantes. A pesar de no contar con barrios señoriales ni grandes edificios, la ciudad se distingue por su carácter cultural y por su personalidad difícil de olvidar. Fue durante la dominación británica cuando Mahón, o Port Mahon para los ingleses, pasó a ser la capital de la isla en detrimento de Ciutadella.

La visita a Mahón debe dividirse en dos partes muy diferenciadas entre sí: el puerto y la ciudad. Separa estas dos zonas una considerable pendiente.

Mahón es una ciudad pequeña y cuenta con numerosos encantos y un cierto aire colonial. En el centro, las calles forman un pequeño laberinto en el que resulta fácil y aconsejable perderse. La actividad comercial de la ciudad se centra en las calles de s’Arravaleta, Carrer Nou, Plaza Colón, Cuesta de Hannover y Carrer de ses Moreres. Entre sus edificios más destacables se encuentra el templo del Carme de estilo neoclásico, con un bonito claustro que alberga un mercado donde se ofrecen todo tipo de productos km0. Otro elemento destacable de la ciudad son los Boinders, pequeños balcones acristalados que se asoman a las calles desde las fachadas más impresionantes. Uno de los más espectaculares es el de la casa Moncada.

Tampoco se debe olvidar la visita a la iglesia de Santa María, cuyo interior alberga un órgano monumental de gran valor histórico y excelente sonoridad. En la plaza Bastión se conserva una de las antiguas puertas de la muralla de la ciudad, llamada Pont de Sant Roc. El Ayuntamiento, es otro de los edificios destacables con su reloj inglés del siglo XVIII.

Muy destacable es también el teatro, situado en la Costa Deià, presume de ser el primer teatro de ópera construido en España.

Como capital, Mahón es una ciudad rica en oferta cultural. Recomendamos la visita al museo de Menorca, situado en el convento de San Francisco.

La historia cuenta que Mahón fue fundada en el año 205 A.C por Magón, el hermano de Aníbal el Cartaginés. La ciudad vivió a lo largo de los siglos diferentes invasiones; romanos, vándalos, musulmanes y aragoneses. También vivió importantes saqueos como el del pirata Barbarroja allá por 1535 que arrasó la ciudad y esclavizó a la mayor parte de su población. Pero no fue hasta el siglo XVIII, durante la dominación inglesa cuando la ciudad empieza a experimentar un importante desarrollo, por eso hoy en día Mahón conserva ese aire colonial inglés.

Menorca - Mahón

Zonas destacadas dentro de Mahón

El Puerto de Mahón

El puerto de Mahón es uno de los puertos naturales más grandes y espectaculares del mundo. Su magnífica situación en el centro del Mediterráneo occidental ha sido motivo de conquistas y reconquistas por parte de las principales naciones europeas durante siglos. Sus aguas tranquilas y su paisaje extremadamente bello acompañan a la majestuosidad de las edificaciones que el puerto alberga.

A los pies de la ciudad de Mahón está el barrio de Baixamar, donde están los servicios portuarios, pequeños astilleros, las destilerías del famoso gin de Menorca, así como gran cantidad de bares y restaurantes que convierten el lugar en el principal centro de diversión nocturna.

Una de nuestras recomendaciones es la visita a la Fortaleza de la Mola, construida en el siglo XIX durante el reinado de Isabel II de España para defender a la isla de los intentos de invasión ingleses y franceses. La fortaleza cuenta con zonas amuralladas, miradores espectaculares y galerías subterráneas.

Cala Llonga

Al otro lado del Puerto de Mahón está situada la urbanización de Cala Llonga. Una urbanización residencial construida durante la segunda mitad del siglo XX. Esta urbanización exclusiva cuenta con numerosas villas de alto standing, supermercado, bar y un apartotel.

Menorca - Mahón

Sa Mesquida

Al norte del municipio de Mahón está este clásico lugar de veraneo de los menorquines que conserva todo el sabor de los núcleos costeros que no han sufrido el deterioro de de las zonas más turísticas. Esta urbanización familiar de pequeñas casas encaladas cuenta con un arenal de casi medio kilómetro y unas aguas transparentes de color turquesa.

La Albufera des Grau

En la zona norte de Mahón se encuentra el pequeño pueblo de Es Grau. Este pueblo familiar, alejado de los desmanes turísticos y de los grandes hoteles, se caracteriza por sus pequeñas casas de pescadores situadas a unos metros del mar. Es Grau cuenta con restaurantes, bares y un pequeño supermercado. La playa es una de las preferidas para los que viajan con niños por sus aguas poco profundas.

Pero si hay algo que destaca en este pequeño núcleo urbano es la Albufera. Las excepcionales condiciones medioambientales, el valor de su patrimonio cultural y sobre todo el armónico desarrollo socioeconómico del lugar le valió a Menorca la declaración de Reserva de la Biosfera el 7 de octubre de 1993 por parte de la Unesco. El núcleo de esta reserva de la biosfera es el Parque Natural de la Albuferas des Grau siendo esta la zona húmeda más importante de Menorca y una de las más interesantes de las Baleares.

Llucmaçanes

En el interior del municipio de Mahón, a apenas 2km del centro de Mahón está esta pequeña aldea rural donde destacan sus caseríos típicos menorquines. Este pequeño núcleo urbano con su propia iglesia también tiene sus propias fiestas con el tradicional jaleo de caballos que se celebra en honor a Sant Gaietà el último fin de semana de Julio o el primero de agosto. En la zona hay pequeños hoteles rurales y restaurantes.

Sant Climent y Binixica

Al sur del municipio de Mahón está San Climent, un pequeño pueblo con pocos centenares de habitantes, tiene bancos, estanco, panaderías, supermercado, restaurantes, farmacia, tiendas de productos de la isla, peluquerías…un sinfín de comercios que asombran al visitante viendo lo pequeño que es esta pequeña pedanía de Mahón. Como el resto de pueblos aquí también se celebra un animado jaleo de caballos el tercer fin de semana de Agosto.

Menorca - Mahón

A dos kilómetros del centro del pueblo está la urbanización residencial de Binixica, donde sus villas con piscina son uno de los reclamos de los visitantes. La urbanización no es de costa, sino que es de interior, pero su cercanía a Mahón y a las playas del sur la convierten en un lugar cómodo para explorar Menorca.

Es Canutells

Es Canutells es una urbanización del sur de Mahón a la que se accede pasando por Sant Climent. Esta pequeña cala se ha convertido en un rincón muy frecuentado por los turistas y residentes de la zona. La playa todavía conserva su encanto de antaño. Mirando al mar, a la izquierda, se encuentra un varadero y unas cuevas excavadas que utilizan los pescadores. En la urbanización hay supermercado, apartotel y restaurante.

Binidalí

En las inmediaciones de la Cala de Binidalí se ha construido una urbanización que lleva su mismo nombre. Esta pequeña urbanización cuenta con villas exclusivas alrededor de la pequeña cala. Esta es una de las calas más visitadas por los mahoneses dado su encanto y su arena fina y blanca.

Información útil

Distancias

Mahón se encuentra en el extremo oriental de Menorca y cuenta con puerto de pasajeros y el aeropuerto está situado a apenas 5 km de la ciudad. La segunda ciudad en importancia de la isla, Ciutadella se encuentra a 45km de distancia.

Transporte Público

Desde la estación de autobuses de Mahón parten todos los autobuses que recorren Menorca.

Nuestros alojamientos en Mahón